¡Hola, Bienvenidos!

Mi nombre es Alicia, como otras blogueras de la red, "todo lo bueno abunda", y no tengo abuelas, que sí que las tuve y una de ellas escribió un libro de recetas en los años cincuenta. Sus cinco hijas "lo han llevado a sus vidas como un equipaje de mano". A mí, algunas me llegaron a través de mi madre, Blanca, con quien aprendí a querer a la cocina. Este blog es para hacerle un homenaje.

Son recetas sin complicaciones que pongo al alcance de aquellas personas que tengan interés en conocerlas y que quieran pasar un rato divertido conmigo.


lunes, 30 de diciembre de 2013

FLANES DE BERBERECHOS



Tal vez os apetezca preparar estos flanes, que no tienen mucha dificultad, para la cena de Nochevieja. Sus ingredientes son muy comunes en "nuestro fondo de despensa" y además los podemos dejar preparados el día de antes, guardados en el frigorífico y montarlos un rato antes de llevarlos a la mesa. Os dejo la receta que aprendí cuando aún circulaban las pesetas.

Ingredientes:



- Lata de berberechos 1, equivalente a 63 gr. (escurridos)
- Huevos 4 enteros y dos claras.
- Leche 150 ml.
- Harina de maíz 1 cda. sopera rasa.
- Nata 250 ml.
- Mantequilla para untar los moldes.
- Cebollino un buen manojo.
- Nuez moscada una pizca.
- Pimienta negra molida una pizca.
- Sal.


 



Elaboración:


Preparad una bechamel con la leche y una cucharada sopera de harina de maíz. Reservad tapada.

En un bol poned los huevos enteros, los berberechos escurridos (reservamos unos pocos para decorar el plato), 100 ml. de nata y el cebollino picado, aderezando con la nuez moscada, la pimienta y un poco de sal. Incorporad la bechamel cuando se haya enfriado.

Montad las claras a punto de nieve floja uniendo al conjunto anterior de manera suave.



 Preparad los moldes, del tamaño que queráis (quedan más bonitos en moldes pequeños) depositando un trocito de mantequilla en cada uno de ellos, derritiéndola unos segundos en el microondas y repartiendo por todo el contorno.

Con un cucharón rellenamos los moldes dejando un centímetro sin llenar.




Los introducimos en la olla exprés convencional tapándolos previamente con papel de aluminio.

Cubrimos el fondo de la olla con agua (tres dedos aprox.) y algunas cáscaras de los huevos para que no salpique el agua. Sobre los flanes un plato bocabajo.


Cerramos la olla y dejamos que silbe la válvula. A partir de ahí contamos quince minutos. Retiramos y dejamos templar antes de meterlos al frío.


 




Reducimos el resto de la nata al fuego con cebollino picadito y un toque de pimienta y sal.






Montamos los platos poniendo en la base la nata reducida y sobre ella el flan desmoldado, cebollino y unos cuantos berberechos dispersados.




sábado, 28 de diciembre de 2013

MARRONCITOS GLASEADOS (PETITS MARRONS GLACÉES)







Es una receta sin complicaciones, pero eso sí amigos, tenéis que armaros de paciencia y cuidado. El resultado lo dice todo. Los especialistas franceses, que son los que los inventaron, no cuentan su verdadera elaboración y guardan con celo sus secretos como oro en paño. Los demás especialistas, muy cercanos a la receta original, elaboran otros que no tienen mucho que envidiarles, pero hay un algo que no sé explicar que los distingue, ni mejores para mi gusto, ni peores, sólo diferentes. Esta receta que yo os traigo, no es ni de especialistas jajaja, pero a mí me gusta y por eso os la cuento.

 

Ingredientes:






- Castañas.
- Primer almíbar: Agua y azúcar 50% de cada uno para que queden cubiertas las castañas.
- Segundo almíbar: Agua y azúcar en la misma proporción del primer almíbar.
- Vainilla 1 vaina.
- Canela en rama 1.
- Piel de limón sin blanco.





Elaboración:



Antes de empezar quiero deciros que estas castañas que he usado son "mondaderas", así se les llama en mi tierra y seguramente en las vuestras también, porque se pelan con facilidad. El cocer en agua o microondas las castañas antes de pelarlas a mi juicio no favorece luego el aspecto y el sabor del marroncito, como si las pieles les comunicaran aspereza y el color se ennegreciera.

 

Bien, dicho esto comenzaremos pelando nuestras castañas con paciencia, pero no demasiada (pedid que os ayuden si queréis hacer cantidad). Ya peladas las pondremos a cocer en agua tibia, hasta que rompan a hervir. Bajamos la llama y a fuego muy lento mantenemos diez minutos, sin tocarlas. Cuentan algunas recetas antiguas que se cocían de dos en dos unidas por la cara plana y envueltas en una gasa ¡menudo lío! todo para que no se rompiesen.

 





Mientras, prepararemos nuestros almíbares, haremos dos, el primero será el que lleve la canela, la vainilla y las pieles de limón (hay quien pone también anís estrellado), el segundo bastará con el agua y el azúcar.



 
 

Cinco minutos después de que hierva nuestro primer almíbar, introduciremos las castañas escurridas de su agua y secas. Apagamos el segundo almíbar y reservamos. Bajamos el fuego al mínimo y sin tocarlas dejamos hervir cinco minutos y apagamos el fuego dejándolas dentro infusionando, cuando enfríen, las guardamos en el frigorífico veinticuatro horas. Igualmente guardad el segundo almíbar.

 


Durante seis días repetiremos el proceso, pero como es lógico y normal el almíbar irá espesándose con las repetidas calentadas, esto lo evitaremos añadiendo poco a poco y según veamos que lo necesita parte del segundo almíbar. Generalmente habrá que añadirlo todo.

Comprobaremos el punto de cocción atravesándolas con un alfiler. Debe entrar sin dificultad.


 





Nuestros marroncitos ya están listos para consumirlos.






He guardado parte de ellos en un tarro y el resto, después de secarlos, los he untado con aceite de almendras dulces, envolviéndolos luego en papel plateado de uso alimentario. Para glasearlas hay que envolverlas en azúcar glas ligeramente humedecido con agua y secarlas al horno. Esto es necesario para que se consideren glaseadas. Yo las he dejado confitadas.

Se conservan en frío. Merecen la pena.




jueves, 26 de diciembre de 2013

HUESOS DE HOJALDRE RELLENOS DE PIMIENTOS ASADOS




¡No todos los huesos van a ser de santo! estos, más bien parecen ser de demonio (como por dentro son rojos y el demonio dicen que es "colorao" jejeje).  Me han pedido mis amigos que les ponga la receta en el blog, lo hago con mucho gusto y así verán que no tiene ningún misterio esta receta que tanto me celebran. He decidido después de algunas peticiones de ellos, traer de vez en cuando "cosillas de picoteo", fáciles de preparar y que además gustan a todos (ya tengo algunos publicados). Estos huesitos quedan muy vistosos y están muy ricos.


 

 

Ingredientes:


 

- Hojaldre rectángular 1 lámina.
- Pimientos asados (en su defecto del piquillo) aliñados con sal y aceite de oliva.
- Huevos 1.






Elaboración:


Extendemos el hojaldre sobre la encimera. Encendemos el horno a 180 ºC.

Colocamos los pimientos, escurridos del aceite, cortados en tiras de un dedo de grosor sobre el hojaldre a lo ancho de la lámina. Los disponemos en líneas, si la tira de pimiento queda corta, le unimos otra tira montándola para darle el largo total. Hay que dejar a cada lado de las tiras de pimiento un borde sin cubrir para luego poder unirlos y cerrar.

Hacemos incisiones, separándolos, con un cuchillo bien afilado, a todo lo largo.



 


Batimos el huevo y untamos con un pincel de silicona los bordes de cada tira, después unimos los dos lados, dejando el pimiento dentro y con un tenedor sellamos para que no se vayan a abrir durante el horneado, luego generalmente desaparecen las hendiduras, pero esto nos asegura que no se abrirán.






Tal como han quedado, con cuidado, llevamos las tiras una por una a la bandeja de horno(cubierta con papel de hornear), disponiéndolas alineadas y bien rectas.

Las dividimos en trozos iguales, señalándolas, sin llegar hasta el fondo, con un cuchillo afilado y por último las pincelamos con huevo batido.



Introducimos en el horno y dejamos hasta que se doren. Sacamos del horno y separamos por la señal que les hicimos. Dejamos que se oreen y ya podemos servir nuestros huesitos.

Resultado del sorteo 100 seguidores

Os agradezco vuestra participación, gracias por colaborar conmigo en este sorteo, siento no haber tenido un detalle con todos vosotros pero me arruinaría, seguiré haciendo sorteos de vez en cuando para daros esa oportunidad y espero veros en ellos. Gracias a los que me habéis ayudado a divulgarlo.Con mucho cariño, de vuestra compañera de blog.


Así quedaba la lista de participantes que cumplían los tres requisitos que pedía:

1. Mónica - Dulcibal
2. Silvia T. Clarasó
3. María José - La cocina de mami
4. Rosa Urroz - Red Rose
5. Irenilla y sus cosillas
6. Nessa
7. Susana Palacios
8. Blanca S
9. Jesús María Martínez
10. Lola Velasco
11. Marimi - Garlutti
12. María López - Miss Manicuras
13. Joan y Sara - Can Joan i Sara
14. Arae - Aliño con cariño
15. Gloria Aleix - Cocinar con amigos
16. Nerea González
17. Isabel - Cocina con Reina
18. Adela Molina - Adeli Killa
19. Montse - Montsemorote
20. Mª Belén Delgado - El toque de Belén
21. Raquel Sánchez - Ra S
22. Isabel y sus cositas
23. Pepi Gómez
24. Alicia - La dulce Ali
25. Belén
26. Ernestina tina
27. Mamenchu Rodríguez
28. Eli
29. Mar Lago
30. Biljana MisDulcesJoyas
29. Ruskinas
30. Nacarí Lara
31. Nuria
32. Rocío Roldán
33. Bea, recetasymás
34. Nikichan Zafeiry
35. Fátima Sánchez
36. Elena Moral
37. Inma Maquito
38. Raquel BS
39. Fernando de Tal
40. Margarita
41. Luna
42. Silvia
43. Melek
44. La cocinera de Bétulo
45. Beatriz
46. Luis Alférez


El sorteo lo he realizado mediante la página https://www.sortea2.com/.

Y la ganadora es... Nikichan Zafeiry



Nikichan, ¡enhorabuena!. Me pondré en contacto contigo a través de tu email y acordamos el envío. Muchas gracias por participar, un beso.


Feliz Año os deseo a todos y que los Reyes Magos os traigan muchas cositas.

martes, 24 de diciembre de 2013

CARPACCIO DE TOMATE CON IBÉRICOS








No necesito hoy encender hornillas, ni placas, ni hornos, ni tan siquiera microondas o parrillas. Lo que os traigo es subliminal, aquí las cocinas dicen poco de habilidades. Al fin y al cabo este entrante es un lujo que os puede venir bien para alguna de las cenas de Navidad ya que os hará quedar la mar de bien.


 

Ingredientes:





- Jamón de bellota 150 g.
- Queso curado cabra y oveja 50 g.
- Tomates 1 grande, prieto, rojo y carnoso (de pata negra).
- Aceite de oliva.






Elaboración:

 




Elegid una bonita bandeja ovalada y disponed alrededor el tomate cortado muy finito.



 



  

En el centro colocad el jamón ocupando todo el espacio.



 






Desmenuzad un poco de queso por encima.








Regad con un hilo de buen aceite de oliva y servid acompañado de pan casero.


lunes, 23 de diciembre de 2013

SOPA DE NOCHEBUENA





Aquí me veis corriendo con mis recetas para poneros algunas que os puedan servir esta Navidad. Otras las dejaré para la siguiente Navidad (si es que aún estoy por aquí) pues no hay tiempo y las fiestas se nos echan encima que da gusto.

Voy con esta sopa. De tiempos remotos debe venir ésta, pues me consta que la bisabuela ya la preparaba para "su prole", ella la pasó y hoy, más por memoria que por otra cosa, la reproduzco considerándola como una de las sopas más ricas que se pueden hacer. Os la cuento.



Ingredientes para seis personas:


- Caldo de cocido 2 litros.
- Pavo 1 muslo.
- Higaditos de pollo 2.
- Mollejas de pollo 2.
- Jamón serrano 1 taco, 150 g.
- Sangre cocida de pollo, 150 g.
- Ajos 2 dientes.
- Perejil un manojo.
- Piñones 1 cda.
- Hierbabuena un manojo.
- Zumo de limón.
- Dados de pan frito (opcional)
- Fideo cabellín (opcional)
- Huevo duro (opcional)





Elaboración:


 


Ponemos al fuego una cacerola con el caldo de cocido (colado y desgrasado). Echamos el muslo de pavo, los higaditos, las mollejas, el taco de jamón serrano (cuidad tanto la sopa del cocido como el jamón que no estén muy salados, si es preciso hervirlos previamente cinco minutos y luego incorporarlos) y el perejil. Dejamos hervir durante una hora, (si queremos acelerar la cocción lo hacemos en una olla rápida, el caso es que cuezan en el caldo y se ablanden).




Sacamos los ingredientes y los picamos (ni demasiado grandes, ni demasiado pequeños).







Volvemos a ponerlos en la cacerola añadiendo los ajos y la hierbabuena picaditos y también los piñones.




Sofreímos en dados, un poco la sangre de pollo (este paso no es imprescindible) y la añadimos igualmente. Hervimos diez minutos más. Ahora sería el momento para incorporar los fideos y el huevo cocido picado. En la mesa servimos con limón y unos cuscurros de pan frito.



------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------


La mesa de Navidad debe reflejar la fiesta, por eso he querido dejaros una manera de presentar las servilletas con un toque diferente y elegante.
Esta manera de doblarlas la conozco de hace mucho tiempo, la vi en una revista y me llamó la atención.

 




Doblamos las cuatro esquinas de la servilleta hacia adentro.






 





Volvemos a doblarlas.





 



 

Le damos la vuelta a la servilleta.





 





Doblamos de nuevo las cuatro esquinas.






 





Volvemos el doblez que ha quedado debajo.






 





Hacemos lo mismo con las cuatro esquinas.








Por último sacamos de debajo los picos que quedan entre los pétalos.

Y este es el resultado final ¿a que está chula?