¡Hola, Bienvenidos!

Mi nombre es Alicia, como otras blogueras de la red, "todo lo bueno abunda", y no tengo abuelas, que sí que las tuve y una de ellas escribió un libro de recetas en los años cincuenta. Sus cinco hijas "lo han llevado a sus vidas como un equipaje de mano". A mí, algunas me llegaron a través de mi madre, Blanca, con quien aprendí a querer a la cocina. Este blog es para hacerle un homenaje.

Son recetas sin complicaciones que pongo al alcance de aquellas personas que tengan interés en conocerlas y que quieran pasar un rato divertido conmigo.


miércoles, 2 de abril de 2014

PANECILLOS INTEGRALES CON SEMILLAS DE LINO Y PIMIENTA



Vuelvo a traeros pan. Una vez que le cojáis el truquillo os apetecerá de vez en cuando y como cosa especial preparar pan casero para acompañar una buena comida. Seguid mis pasos, acompañadme y no le tengáis miedos, cuando conozcáis su proceso os daréis cuenta de que "es pan comido". Os lo cuento despacito.



Ingredientes para cuatro panecillos:


- Agua tibia 75 ml.
- Levadura seca de panadero 1 cdta. de postre.
- Azúcar demerara (vale cualquier azúcar moreno) ½ cdta. de postre.

- Harina integral 225 g. + un extra para trabajar la masa.
- Sal fina 1 cdta. de postre.
- Semillas de lino (elegid las vuestras) 1 cdta. de postre.
- Pimienta negra recién molida ½ cdta. de postre.
- Agua templada 75 ml.
- Aceite para engrasar.



Elaboración:


Lo primero que haremos es preparar la levadura. En un bol pequeño echamos la levadura y el azúcar, las mezclamos bien. Templamos levemente 75 ml. de agua y la echamos sobre la levadura y el azúcar. Removemos con una cuchara y tapamos con un platito. Dejamos reposar 15 minutos, sin tocarla. Pasados los 15 minutos de reposo de la levadura ésta presentará un aspecto espumoso y cremoso.


En otro bol más grande mezclamos la harina con la sal, le añadimos el preparado de levadura, incorporando en el mismo momento otros 75 ml. de agua templada (cuidado, templada). Unimos los ingredientes con una cuchara de madera. Si la masa estuviera muy seca podemos añadir un pelín más de agua. Encended el horno al mínimo de temperatura.

 
Conviene tener una tabla grande de madera, lo suficiente para amasar sobre ella el pan. Enharinamos la tabla y volcamos la masa encima. Ahora viene el proceso más trabajoso que es el del amasado. Si no tenemos amasadora, es mi caso,  lo haremos a mano. Para no cansaros haréis lo siguiente: Estirar hacia arriba la masa con las dos manos enharinadas, recogedla, siempre hacia el centro y de izquierda a derecha plegando sobre sí  durante cinco minutos. Dejad quieta la masa, sin tocarla otros cinco minutos. Volved a hacer el mismo proceso durante otros cinco. Reposad cinco y amasar cinco minutos más. En total han sido quince minutos de amasados y quince de reposos.






Añadimos las semillas de lino y la pimienta, las integramos.






 



Engrasamos un molde con aceite de oliva y depositamos la masa dentro, tapamos con un paño limpio e introducimos dentro del horno, que apagamos al meter la masa. Dejamos que leve aproximadamente una hora y media. En ese tiempo habrá aumentado de tamaño.







Sacamos del horno y desgasificamos amasando un poco más. Dividimos la masa en cuatro porciones y modelamos los panecillos. Los ponemos sobre una bandeja con papel de hornear, tapados con el paño y volvemos a introducir en el horno (apagado) treinta minutos. Volvemos a sacar y pincelamos los panecillos con agua, salpicando algunas semillas de lino por encima, los dejamos cubiertos hasta que el horno se haya precalentado a 200 ºC





Introducimos la bandeja con los panecillos y un recipiente pequeño de barro con agua (esto ayuda a que la corteza quede crujiente). Esperamos que se doren alrededor de treinta minutos. Comprobamos levantando un panecillo y dejándolo caer de golpe, sonará a hueco, es la señal de que estarán bien cocidos.

Pasamos a una rejilla y dejamos orear. Esta receta la aprendí, con matices, de C. Bretherton.



38 comentarios:

  1. Respuestas
    1. E ´bello rivederti qui. Mi sento felice. Grazie per il tuo commento molto caro a me. Tanti baci.

      Eliminar
  2. Pues me encanta cómo te han quedado oye! :D Se ven muy esponjosos ^o^

    Bss
    Con Especias

    ResponderEliminar
  3. Menuda mollita rica se le veeeee, menudos montaditos light me preparaba yo! Besitos cielo!
    Glo de COCINAR CON AMIGOS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gloria hice cuatro y me faltaron otros cuatro, debí haber puesto el doble, jajaja. Besos.

      Eliminar
  4. Ese pan debe estar bueno hasta solo, pero acompañado es lo más.
    Bsts

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si que sabe muy rico, y la pimienta, ese toquecito, le va divinamente. Besos.

      Eliminar
  5. Guau, que buena pinta y sobretodo algo complicado de conseguir con el pan casero, que sea esponjoso y tierno. Que buena pinta. http://lasrecetasdefranciscoypablo.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy esponjoso por dentro y crujiente por fuera, todo un gustazo. Ánimo con él Pablo. Besos.

      Eliminar
  6. Que pinta tienen estos panecillos , y me ha encantado el paso a paso muy bien explicado la semilla de lino donde la encuentra? besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me hagas mucho caso, pero estas últimas creo que las compré en Alcampo, lo seguro es que podrás encontrarlas en tiendas especializadas y herboristerías, ya que ahí las he comprado siempre. Gracias Inma y besitos.

      Eliminar
  7. Oh, que ricos! Y, como siempre, súper bien explicado! Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estarás conmigo en que el que no hace pan en casa es porque no quiere. Besos y ¡¡¡¡gracias!!!!

      Eliminar
  8. Un pan entero con una miga alveolada bien bueno.
    Un saludito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mijú, tengo tu aprobación. Besos.

      Eliminar
  9. Un pan que está diciendo ;¡cómeme!. Las semillas le da un toque diferente y aromático. Un beso preciosa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al llevar pimienta molida, en poca cantidad, se le nota un sabor diferente muy agradable. Besos Elisa.

      Eliminar
  10. Que buenos!!! Es verdad que merece la pena, hacer pan, lo disfrutas un monton.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Meterse en el mundo del pan gusta y envicia. Besos.

      Eliminar
  11. Qué ricos y qué saludables !!! Me encanta como te han quedado !!! Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Biljana, me alegra que te gusten. Besos.

      Eliminar
  12. Hola Alicia, estos panecillos prometen, me los guardo para mis pinillos panarras, jajaja, pues me encanta con ese aroma! tienen que tener un puntito muy especial, besines
    Silvia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Silvia, están buenísimos y como has visto muy fáciles de hacer. Besillos.

      Eliminar
  13. "Es pan comido" ja ja nunca mejor dicho ,me gusta muchísimo como te ha quedado ,se vé súper esponjoso y nada que ver los panes hechos en casa con los comprados ,yo que en mi vida los había hecho ,ahora no paro de coger buenas ideas como la tuyas ,de hecho con harina integral todavía no me he estrenado.
    Bueno , no se sí te has enterado ....que me encanta tu pan!!
    Que tengas un buen finde Alicia.
    Un beso
    Lourdes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que me he enterado, jajaja, te lo agradezco y espero que te sirva mi receta, te va a gustar. Igualmente te deseo un buen finde Lourdes. Besitos.

      Eliminar
  14. Unos panecillos deliciosos!!! Y el toque de pimienta..muy buena idea;))
    Es un lujo hacer pan en casa y poder disfrutarlo!!!
    Un besazo:)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A estos panes todo le va bien, incluso solos como dice Mª Dolores, están muy buenos. Besos Nines.

      Eliminar
  15. Te han quedado unos panecillos maravillosos, esa miga es que quita el sentido Alicia!!

    un besazo ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Merchi, me alegra que te hayan gustado. Besos.

      Eliminar
  16. Esto de hacer pan es un vicio, tienes razón.
    Me gusta el aspecto de este pan,tanto la corteza como la miga, muy rico.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No todos los días, pero sí algunos, es estupendo contar con pan hecho en casa, sabe especialmente bueno. Besos.

      Eliminar
  17. Respuestas
    1. Gracias por tu visita, es un gusto tenerte por aquí y por supuesto gracias por tu comentario. Besos.

      Eliminar
  18. Que buenos!!! Se ven muy ricos y recién hechos es todo un lujo, me encanta el pan. Que bocadillo más bueno me haría con este pan. Te ha quedado genial.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Montse, me alegro que te haya gustado. Besos.

      Eliminar
  19. muchas gracias por pasarte por mi blog, yo también me quedo en el tuyo, me encanta el pan casero desestresa mucho y lo rico que está. te quedaron divinos,
    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, y gracias por quedarte conmigo. Besitos.

      Eliminar